Saltar al contenido
El Horno de Lucas

5 trucos que debes conocer para ahorrar tiempo en la cocina

La cocina es para muchos un medio de distracción y una actividad desestresante. Sin embargo, cuando llevamos una rutina llena de responsabilidades y deberes, resulta un poco complicado dedicarle el tiempo que quisiéramos un día laboral.

Si bien es cierto, en el mercado encontramos una serie de productos precocidos o comida congelada lista para servir, éstos no son la mejor elección. No solo porque los alimentos pierden su aroma y sabor natural, sino que este tipo de opciones tienen un alto contenido en grasas trans, por lo tanto, su valor nutritivo disminuye.

Puestos a ser sinceros, no hay como consumir alimentos hechos en casa. De esta forma, controlamos la calidad  de cada uno de los insumos. Asimismo, elaborar nuestras recetas paso a paso nos permitirá adecuarla a nuestros gustos y preferencias. Además, podemos establecer un plan alimenticio con un objetivo en específico: ganar masa muscular, perder grasa, disminuir la glucosa, etc.

Por último, y no menos importante, cocinar en casa representa un gran ahorro en comparación a ir a un restaurante o bar.

Ahora bien, ya conocimos muchos de los beneficios del comer en casa, sin embargo, sabemos que todo tiene un precio. Y no hacemos referencia al coste de los insumos, sino a algo más preciado: el tiempo.

Por este motivo, a continuación conocerás 6 tips para preparar deliciosas recetas sin tener que estar esclavizado toda la mañana en la cocina:

Establece un plan:

La organización es el factor principal de todo éxito en la vida, y en la cocina lo es aún más. ¿Te ha pasado que creías tener todos los insumos para preparar tu receta y de repente, a medio camino, caes en cuenta de que te hace falta el principal? Salir nuevamente al super o mercado es una pérdida de tiempo innecesaria.

Por ello, semanalmente debes establecer un calendario alimenticio, coordina en casa y redacten su menú. Una vez lo tengas redactado, haz la lista de todos los ingredientes que necesitarás, cómpralos y almacénalos correctamente para que duren toda la semana.

Convierte a la tecnología en tu aliada:

El avance tecnológico nos ayuda diariamente a realizar diferentes tareas. Pues, en la cocina también cumple un rol fundamental. Existen artefactos que nos ayudan a cocinar más rápido y mejor. Así como los hervidores llegaron para reemplazar las teteras y los exprimidores ya no necesitan de nuestro esfuerzo, pues con un clic basta; en el mercado encontramos una serie de productos sumamente prácticos y útiles.

Lo que conlleva más tiempo en el procedimiento de elaborar una receta es el‘’mise and place’’Este término se utiliza en las cocinas de alta gama, y no es más que el tener todos los insumos e ingredientes picados y organizados.

Utilizar un procesador de alimentos simplifica este proceso, ya que gracias a su sistema nos permite cortar, picar, triturar o rebanar con tan solo presionar un botón. De esta forma conseguiremos tener nuestras verduras picadas en segundos, sin arriesgarnos a rebanarnos un dedo con ellas.

Llena tu cocina de fiambreras:

Para cumplir con la organización, debemos contar con los recipientes adecuados. Las fiambreras son de gran utilidad, en ellas podemos colocar las frutas y verduras que picamos el día anterior, y de esta forma tenerlas listas por la mañana.

Ahora bien, asegúrate de adquirir una fiambrera de calidad, sobre todo para las que piensas destinar a conversar tus alimentos frescos. Verifica que sea libre de BPA, una sustancia tóxica que puede contaminar tus comidas.

Utiliza fuego alto:

Cuando ya tengas todo picado y organizamos, calienta las hornillas a fuego alto antes de empezar a cocinar. El fuego alto te asegura que una gran cantidad de ingredientes, entre ellos la carne, no se deshidratarán. También, deja que el aceite caliente unos minutos previos, aunque en ese momento creas que es una pérdida de tiempo, cuando obtengas el resultado final sabrás que valió la pena.

Cocina, come y lava:

El orden y la limpieza es fundamental para ahorrar tiempo en la cocina. Organiza tus utensilios cada quincena, esto te ayudará a identificar cuáles ya no sirven y debes reemplazar. Asimismo, antes de empezar asegúrate de que todos los utensilios que necesites estén limpios y correctamente secados. También, libera un espacio amplio donde puedas colocar los ingredientes, insumos y utensilios necesarios. Parece algo simple, pero te ayudará inmensamente.